Palabras del Presidente de la Nación, Alberto Fernández, en el acto de entrega de viviendas Procrear, en Buenos Aires y Río Negro y anuncios de obras, en Formosa y La Rioja, desde Ezeiza.

Palabras del Presidente de la Nación, Alberto Fernández, en el acto de entrega de viviendas Procrear, en Buenos Aires y Río Negro y anuncios de obras, en Formosa y La Rioja, desde Ezeiza.

Buenos días Ezeiza, cómo les va, lindo verlos acá, gracias a todos y todas por estar aquí; gracias a loa Gobernadora de Río Negro, al Gobernador de La Rioja, al Gobernador de Formosa, al Intendente de Florencio Varela, gracias a los Intendentes, que están aquí, gracias a mi amigo Intendente, de Ezeiza, tan orgulloso de su pequeña Patria, con mucha razón y yo contento, en el día de hoy, contento porque seguimos con nuestra idea inicial. A veces lo he dicho ya muchas veces, creo que acá mismo, pareciera ser que la historia ha querido que aquello que comenzó Néstor, que siguió Cristina, sea yo quien deba terminarlo.

Y la verdad es que para mí es un orgullo poder terminar con esa tarea inconclusa, porque esa tarea es una tarea destinada precisamente – como bien dijo Gildo – y como nos preocupa a todos los que somos peronistas, de llevarle soluciones a los que más lo necesitan, darles una respuesta a los que dejan sin voz, cada vez que gobiernan los otros y entender que el problema de cada uno de esos argentinos y argentinas es un problema nuestro, no es un problema de ellos. Que, hoy, exista esa cantidad de bonaerenses sin vivienda no es un problema de esos bonaerenses, es un problema nuestro y es nuestra obligación salir y darles las respuestas, que debemos darles. Pero es muy difícil explicarle al mundo, que hubo 11.000 viviendas como estas que dejaron de hacerse, que no se entregaron, muchas estaban terminadas y no se entregaron vaya a saber por qué razón. Por la misma razón que una Gobernadora decidió no hacer más hospitales, en la provincia de Buenos Aires, sin pensar que – alguna vez – podría ocurrir lo que trágicamente nos ocurrió, que caiga una pandemia y los argentinos necesiten un hospital público, donde ser atendidos.

Nosotros no vinimos para desentendernos de esos problemas de los argentinos, vinimos para hacernos cargo de esos problemas, que los argentinos expresan y muchos quieren desviarnos y quieren hacernos creer que tenemos que atender otros problemas, que son los problemas de pequeñas minorías, que siempre se han hecho cargo de la Argentina y esas minorías quieren que uno les responda a sus intereses y se olvide de lo que todos estos argentinos están necesitando. (APLAUSOS)

Y si alguno quiere saber lo que le pasa, a la Argentina, que devalúa, vuelvan a escucharlo a Gildo, vuelvan a escuchar lo qué les pasó, cuando llevaron el dólar de 9 pesos a casi 14 ó 15. ¿Qué es lo que le pasó, a la Argentina? Paralizaron esas obras, que hoy con el Plan Reconstruir estamos poniendo en marcha, nuevamente, en Formosa, esa memoria que tiene Gildo tenemos que tenerla cada argentino, en su cabeza, porque devaluar es muy fácil, pero devaluar es una máquina de generar pobreza. Y la verdad, nosotros lo que queremos es una Argentina que crezca, que se desarrolle, que dé trabajo, que produzca y exporte y se desarrolle. Así queremos conseguir los dólares, no queremos conseguir los dólares porque pusimos el dólar al precio que algunos poderosos necesitan. No es eso lo que queremos, no es esa nuestra decisión.

Y vamos a seguir trabajando, como lo estamos haciendo, y vamos a afrontar y si quieren dar pela, daremos pelea, para eso llegamos al Gobierno. No llegamos al Gobierno para cruzarnos de brazos ni llegamos al Gobierno para obedecerles, llegamos al Gobierno para obedecer a los que nos votaron, para eso llegamos al Gobierno, y para darle a Argentina y hacer una Argentina que a todos nos incluya.

Yo soy peronista, y como tal creo que para un argentino hay nada mejor que otro argentino, y lo voy a seguir revindicando, aunque muchos quieren otra historia, y aunque muchos quieren quebrarnos. Yo a nadie le pregunto – cómo decía Néstor – en estos días que indefectiblemente tanto lo recordamos, a nadie le pregunto de dónde viene, lo que le pregunto es a dónde quiere ir, y si quiere llegar a ese destino común de una Argentina más igualitaria, de una Argentina más equilibrada, de una Argentina que dé derechos, de una Argentina que defienda a la educación pública, de una Argentina que defienda la salud pública, de una Argentina que tenga como prioridad la producción y del trabajo, le digo dame la mano y acompáñame, porque eso es lo que necesitamos. (APLAUSOS)

Yo estoy muy feliz de estar aquí entregando en Ezeiza estas viviendas, y que esas viviendas también se entreguen allí en La Rioja, que empiece el Plan Reconstruir del que habla Gildo, que podamos avanzar allí en Florencio Valera, estoy contento, estoy contento, los días peronistas son los días son los días que hacen felices a la gente, no importan si está nublado o soleado, y hoy es un día que hay felicidad para muchos argentinos y argentinas, que tienen la posibilidad de acceder a su casa y que tienen la posibilidad además, porque como bien dijo Axel, estamos intentando reconstruir el crédito hipotecario en la Argentina. A partir del viernes van a poder inscribirse los que tienen lotes con servicios para acceder al plan PROCREAR, y ya no van a tener que tener miedo de cómo va a evolucionar su cuota, porque la cuota va a evolucionar según evolucione su salario, y el negocio va ser antes que nadie para la gente, para el que necesita una casa, no para otros. Y así poco a poco yo siento que volvemos a poner a la Argentina en la senda de la que nunca debió desviarse.

Como dije antes, por algún designio del destino debe ser, me toca terminar a mí la obra que empezó Néstor y que siguió Cristina, orgulloso de hacerlo, creo que este día en donde le estamos dando el techo que merecen las familias que necesitan un techo, es el mejor homenaje que le puedo hacer.

Gracias a todos y todas por este tiempo. Muchas gracias.

Recibí las novedades

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp