Palabras del Presidente de la Nación, Alberto Fernández, por la cuarta reunión del Consejo Regional del Norte Grande, en el Centro de Innovación y Desarrollo Tecnológico, actual Casa de Gobierno de la Provincia de Catamarca

Buen día a todos y todas, buen día Catamarca, gracias querido Gobernador por recibirme, gracias a todos los gobernadores del NEA, del NOA, del Norte Grande de la Argentina

Es un gusto haber llegado y poder estar aquí en tierra catamarqueña, ahora, ya es este el tercer encuentro que hacemos los gobernadores del Norte Grande con el Gobierno nacional, para ir viendo cómo abordamos los problemas del Norte Grande e ir saldando la deuda que el país tiene con este Norte Grande, que tanto queremos. Ahora vamos a ponernos a trabajar en temas que tenemos pendientes, pero lo que quería anunciarles era un reclamo que en verdad recibí cuando estaba en campaña y recibí a los industriales del norte argentino de la Unión Industrial del norte argentino, y me plantearon la necesidad de equilibrar un poco las grandes asimetrías qué hay entre aquellos que producen en el norte con aquellos que producen en el centro del país. Tenía que ver con la vigencia de un decreto que había caído, que era el Decreto 814. Pues bien, hemos trabajado después de la última reunión que hicimos en Yapeyú, en tierra del Gobernador de Corrientes, que está allá, y yo me había comprometido a traerles una respuesta. Con lo cual, quiero decirles que vamos a poner en vigencia un sistema de reducción de aportes patronales, semejante al que existía en aquel momento en aquel Decreto 814, solo para el Norte Grande argentino.

En esa última reunión que habíamos tenido con Gustavo Valdés y con los demás gobernadores, yo había planteado que empecemos a resolver los problemas, que dejemos de plantearlos y empecemos a resolverlos, y sabía que este era un tema central para que el norte argentino pudiera empezar a producir de otro modo y de un modo con más equilibró, respecto del resto del país, porque ese desequilibrio que hoy existe hay que ir eliminándolo. Así que tengo la alegría de poder cumplir la promesa
de campaña y de poder poner en marcha este proyecto que tiene el objeto de que las empresas puedan tomar nuevos trabajadores, y así generar más trabajo en esta región que tanto lo necesita, sabiendo que el Estado nacional los va a ayudar a hacerlo, tratando de que tengan de algún modo la posibilidad de emplear gente en mejores condiciones para el desarrollo empresario. Este es un primer paso que quería dar y que necesitábamos dar, de los muchos otros pasos que tenemos que dar para que el norte argentino se desarrolle y se integre definitivamente en un plano de igualdad con el resto del país.

Estoy muy contento de estar aquí querido Raúl, feliz de estar de vuelta con los gobernadores, ahora vamos a trabajar. Quiero una vez más reiterarles mi compromiso a cada hombre, a cada mujer, del norte argentino para poder cumplir ese sueño del que yo repito una y otra vez, que es que cada argentino pueda desarrollarse en el
lugar en que nace, y pueda vivir allí, y encontrar allí todo lo que necesita para su felicidad. Eso es algo en lo que me he empeñado, porque he visto como el norte fue sistemáticamente olvidado y cayendo en sus posibilidades de crecimiento año tras año, y en estos últimos 4 años más que en ninguno. Así que yo les aseguro que estamos dando un primer paso en una situación que. como anoche le conté a toda la Argentina, no es una situación simple, no es una situación fácil, donde tenemos que aprender a convivir en el contexto que nos ha tocado, sabiendo, y somos muy optimistas, que lo vamos a superar.

Cada vez que veo a un argentino, a una argentina, recibir su vacuna y veo cómo su cara se llena de risa y de alegría, para mí es también un motivo de alegría, como lo es para todos nosotros. Vamos a seguir avanzando cada vez con más velocidad con la vacunación, y en el mientras tanto sigamos cuidándonos, como veo que lo estamos haciendo todos, guardando distancia, con el barbijo, garantizándonos que el alcohol cubra nuestras manos permanentemente. Yo les doy las gracias por esta buena acogida, que me dan cada vez que visito una provincia de mi querido norte argentino. Yo, por mi condición de hijo de un riojano, tengo por esta Patria, que es el Norte Grande, un cariño singular. Así que estoy feliz de estar acá, estoy feliz de empezar a resolver problemas y a trabajar que quedan muchos problemas por resolver.

Gracias a todos y todas por este tiempo. (APLAUSOS)

Recibí las novedades

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp